Happy Together abre una nueva división para producir música especial para contenidos digitales » El Publicista

Lo que son las maravillas de la tecnología moderna: el pasado lunes 24/05/2020 me aventé una sabrosa charla con Sebastían Quirno, él en Buenos Aires, Argentina y yo aquí, desde Iztapalapa para el mundo… ¡ajua raza!

El Sr. Quirno es socio y fundador, (además de quien firma los cheques) de Happy Together, productora de jingles y temas comerciales musicales de gran éxito en la región latinoamericana, incluyendo el mercado hispano de E.U.

La entrevista en cuestión la armó la bella Micaela Lagoria , de Talkability, agencias de relaciones públicas, de alcance también regional.

La razón de ello fue que, a partir de ya, dicha empresa ha abierto una filial, de razón social Humana Music, con el slogan «Musica de humanos para humanos». Genial.

Se trata de temas musicales creados, compuestos y producidos para ser usados exclusivamente en medios digitales. Aclarando que NO es una librería. «Una librería te vende temas ya compuestos, entre los que tú puedes escuchar y elegir el que más te guste o acomode… con el inconveniente de que, primero, por lo general se dificulta elegir entre tanta variedad. En seguida, se corre el riesgo de que un mismo tema haya sido elegido por alguien más. Incluso por tu competencia directa. Por último, pero no menos importante, siempre existe el inconveniente de tener que adaptar. En cambio, la producción ad-hoc siempre es de acuerdo a las necesidades del cliente: es un traje a la medida», nos dice el Sr. Quirno. Y añade:

«Cuando el cliente quiere nuestra ayuda, lo primero que tiene que hacer es entrar a nuestro portal que es humanamusic.com y llenar la solicitud que ahí aparece. Son tres preguntas muy fáciles de responder. Y, para más detalles, puede darnos alguna referencia: hablemos de música instrumental exclusivamente. Y debe de pagar 50 dólares por esa solicitud, mencionando también sus necesidades en cuanto a tiempos de entrega. Después de que resuelve las preguntas que le enviamos, el costo total de la pieza es de solo 150 dólares, que incluyen los derechos para medios digitales y el multitrack, que el cliente puede editar conforme lo necesite. Insisto: es música original, que aquí componemos en cada caso conforme a la solicitud del comprador», concluye Sebastián Quirno.

Como quien dice, el futuro ya nos alcanzó. Y hay que ponerse aguzados si no queremos que nos rebase.

Ver fuente de esta publicación

    Leave Your Comment Here